MERCAIDEAS_NUEVOLOGO_turquesa
[fibosearch]

Origen: Artesanías de ónix y mármol

Una visita al BLOG DE LAS IDEAS del día de hoy nos ilustrará sobre la dura, pero noble tarea de pulir la piedra hasta encontrar los destellos de la luz.  Tan antigua como su relación con la tierra es la vinculación del hombre con la roca; el más claro ejemplo son las artesanías de ónix y de mármol, de la cuales a continuación narraremos su origen.

El ónix, es un tipo de cuarzo que normalmente presenta bandas rectas paralelas y pigmentos blancos. En algunos casos, las variedades totalmente negras son llamadas ágatas negras.

El mármol, es otro de los elementos que también se trabaja para crear piezas igual de admirables que las realizadas en ónix.

Dato Curioso: De Atlixco y Tehuacán, provienen el ónix rosa y el mármol blanco, respectivamente. El mármol negro se trae de Orizaba y el gris del istmo de Tehuantepec. 

¿Cómo se trabaja el ónix y el mármol?

Los pasos que se siguen en la manufactura de este tipo de artesanías son básicamente: corte, esmerilado y pulido; sin embargo, cada paso requiere de manos expertas.

Cada bloque puede cortarse con cincel y martillo; después se coloca sobre una plancha, donde, con una sierra de acero, se le hace un corte muy preciso.

Por el volumen de la roca el artesano se vale de un sistema de enfriamiento simultáneo a través de un chorro de agua, el que también permite reblandecer el área por donde los dientes de acero van avanzando, y se evitan fracturas indeseables.

Añade que después de cortar los bloques grandes se utiliza la sierra para reducir las piezas casi a su tamaño final. El cálculo se hace siguiendo un patrón.

Sigue el esmerilado que es considerado un trabajo fino. Aquí la precisión marca la diferencia, se vuelve a utilizar la sierra para un mejor acabado, o bien un cincel de uñas para hacer ojos, orificios nasales y otros detalles.

Por último, se encuentra el pulido, que es cuando la roca va mostrando su propio brillo.

Son muchas familias que se han dedicado a esta labor y han logrado tener sus propios talleres para participar en el comercio nacional e internacional de piezas de ónix.

Cabe mencionar que hay dos lugares en el país que a lo largo de estos años han logrado sobresalir en la elaboración de esta artesanía. Estos lugares son Tecali de Herrera y San Antonio Texcala, ambos pertenecientes al estado de Puebla.

Tecali de Herrera es una comunidad ubicada a 40 kilómetros de Puebla y es reconocida por contar con hábiles artesanos que se encargan de darle vida al ónix y al mármol.

San Antonio Texcala se encuentra A 15 minutos de la carretera federal, Tehuacán-Huajuapan de León; una comunidad rodeada de cactáceas y conformada por artesanos que se dedican igualmente a la producción y comercialización de figuras de ónix y mármol.

La cantidad de modelos sobre los que se basan los artesanos para hacer sus piezas no tiene límites, si bien cada uno muestra sus preferencias por algunos, ya sea por gusto personal o porque se le facilita elaborarlos. Hay piezas en verdad sorprendentes, y quien las diseñó por primera vez incursionó también en el ámbito de la creación artística. Entre estas sorprendentes piezas se encuentran: lámparas, mesas, accesorios, adornos, elefantes, ángeles, pulseras, etc.

Podríamos mencionar y describir muchos otros modelos, pero preferimos que las descubran en las siguientes tiendas que se dedican a esta actividad y que afortunadamente se encuentran en la plataforma de MERCAIDEAS.MX

🏪 Handicrafts Villanueva

🏪 ARTTEL

Este trabajo es arduo y su ganancia mínima, al adquirir una pieza debemos calcular el sacrificio y la creatividad subsecuente para obtener una mercancía cuyo proceso de venta se realiza con lentitud y que en muchas ocasiones no se les da el debido valor o bien no estamos dispuestos a pagarlo.

¡Apoyemos a los artesanos mexicanos mediante el comercio justo!

#ComercioJusto #ArtesaníasMexicanas #Origen #Ónix #Mármol #Creatividad #Trabajo

 

Facebook
Twitter
LinkedIn

Un comentario

  1. Soy hijo de un artesano de origen oaxaqueño que llego a la ciudad de puebla en 1942.
    Este señor de nombre Eustaquio García Carrea empezó a trabajar esta artesanía del ónix en la colonia Miguel Hidalgo de la ciudad de puebla, a la edad de 9 años, de ahí creció al lado del señor Samuel Carrera quien lo trajo a el estado de puebla para aprender la artesanía del ónix y mármol.
    Don Eustaquio desde esa época el empezó a traer a sus paisanos del municipio de San Lorenzo Cuaunecuiltitla Municipio del estado de Oaxaca; para ayudarlos a que aprendieran un oficio de las artesanías y pudieran sobrevivir y mandar dinero a sus familiares ya que su pueblo natal era muy pobre y no había nada de que sobrevivir porque sus tierras eran de temporal.
    Conozco casi todos los lugares de donde se extrae el onix en la república mexicana.
    Aún conservo la maquinaria y equipo de trabajo en buen estado para elaborar las artesanías de ónix ya casi nadie trabaja porque es muy barata la artesanía.
    Para mi es una artesanía muy bella y fina que pocos valoran su elaboración.
    Atentamente
    Juan Humberto García Alcalá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Recientes

¿Quieres ser parte de mercaideas?

Tus creaciones y trabajo artesanal puede llegar a cualquier parte del país.
Seguir leyendo

Post relacionados

Inicio
Ideashop
Carrito
WhatsApp

Iniciar Sesión

Donde la creatividad se encuentra con la pasión.
© 2023 MercaIdeas.